Macedonia - Expulsiones automáticas / Devoluciones en caliente - Idomeni

Desde Idomeni a Estrasburgo: refugiados exigen su derecho a tener derechos

El TEDH examina expulsión colectiva de Macedonia a Grecia

Macedonia - Expulsiones automáticas / Devoluciones en caliente - Idomeni

Desde Idomeni a Estrasburgo: refugiados exigen su derecho a tener derechos

El TEDH examina expulsión colectiva de Macedonia a Grecia

En septiembre de 2016 dos mujeres y seis hombres (cuyos nombres permanecerán en reserva para protección de los afectados) apoyados por el ECCHR presentaron respectivamente demandas contra el estado de Macedonia ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) en Estrasburgo.

Los demandantes que proceden de Siria, Iraq y Afganistán alegan que con la expulsión colectiva Macedonia infringió el artículo 4 del Protocolo 4 así como el artículo 13 (derecho a la tutela judicial efectiva) del Convenio Europeo de Derechos Humanos.

El caso

Durante el otoño de 2015 uno tras otro los países de la periferia de la UE cerraron sus fronteras para los refugiados y migrantes. Primero, Hungría construyó una valla en su frontera, luego países como Eslovenia, Serbia, Croacia y Macedonia negaron la entrada a todos quienes estuvieran en tránsito y no contaran con papeles sirios, iraquíes o afganos.

Finalmente, en marzo del 2016 se cerraron definitivamente las fronteras greco-macedonias. Así, miles de personas que intentarían solicitar asilo quedaron atrapados en Idomeni, un campo de refugiados cercano a la frontera con Macedonia. El resultado es una catástrofe humanitaria en suelo europeo.

Debido a esta situación el 14 de marzo de 2016 un grupo de unas 1.500 personas decidió dejar el campo de refugiados de Idomeni y se dirigió a pie en dirección Macedonia para desde allí continuar su viaje. Al llegar al pueblo de Moin en Macedonia un tanque les cerro el paso, fueron sitiados por soldados y expulsados a Grecia – siendo forzados a pasar por unos agujeros improvisados en el recien construido cerco fronterizo.

Los refugiados fueron privados de sus derechos fundamentales: No tuvieron la posibilidad de exponer su situación personal ante las autoridades de Macedonia ni de solicitar asilo o de apelar contra la expulsión. Entre ellos se encontraban ocho personas procedentes de Siria, Iraq y Afganistán, que dicidieron reinvidacar sus legítimos derechos que fueron violados en su huida por Europa.

El marco

El ECCHR respalda dichas demandas individuales en cooperación con la organización alemana Pro Asyl. Los demandantes son representados por el abogado colobarador del ECCHR, Carsten Gericke de Hamburgo. Este procedimiento legal es otro paso importante más para actuar contra los rechazos y las expulsiones de refugiados en la fronteras interiores y exteriores de Europa y la UE. El objetivo final es reinvidicar “el derecho a tener de derechos” de los afectados y de hacer cumplir los Derechos Humanos como princiopio de orden.